MINISTERIO BASADO EN RESULTADOS – DISEÑAR

640 426 Equipo Avivemos
  • 0

Bajo esta contingencia que estamos viviendo por el COVID-19, sabemos que el Ministerio Basado en Resultados es más importante que nunca. En esta entrega conoceremos más de la 2da etapa, denominada Diseñar.

DISEÑAR

En esta etapa del Ministerio Basado en Resultados el líder cristiano se enfoca en encontrar soluciones creativas, que conecten “lo que es” con “lo que debe ser.”  Es el proceso para reforzar las ideas obtenidas en la etapa de Descubrir, lo cual le permite desarrollar actividades y resultados efectivos y creativos para poder atender a los niños y jóvenes de la mejor manera. Diseñar conecta al líder con el contexto donde realiza la enseñanza, así como con los jóvenes a quienes sirve, con la familia y hasta con sus amistades, para poder alcanzar el cambio transformador que Dios desea en ellos.

Durante el proceso de Diseñar el líder cristiano se dedica a definir los objetivos que desea alcanzar de acuerdo a las necesidades descubiertas en la etapa anterior. Es la hora de establecer:

a) Qué hará,

b) Cómo lo hará,

c) Porqué se hará,

d) Que recursos son necesarios. 

La etapa de Diseñar lleva al líder cristiano a buscar el crecimiento cuando se establecen los resultados adecuados y se desarrollan acciones que permiten utilizar los recursos disponibles de la mejor manera.

Este Diseño debe surgir sin mayores dificultades cuando el maestro entiende sus propios valores, fortalezas y debilidades, visión y llamado. Así como, cuando ha aprendido de las necesidades y resultados, recursos, y los “por qué” de los niños y jóvenes a quienes ha sido llamado a servir.  Dios Padre ha compartido con sus hijos desde el principio Su Diseño para que podamos amarle, tal como lo expresa Deuteronomio 6:5-9:

“Ama al Señor tu Dios con todo tu corazón, con toda tu alma y con todas tus fuerzas. »Grábate en la mente todas las cosas que hoy te he dicho, y enséñaselas continuamente a tus hijos; háblales de ellas, tanto en tu casa como en el camino, y cuando te acuestes y cuando te levantes. Lleva estos mandamientos atados en tu mano y en tu frente como señales, y escríbelos también en los postes y en las puertas de tu casa”. (DHH). Como líder cristiano efectivo si actualmente está a cargo de un grupo de jóvenes, ¿ya conoce sus necesidades?, ¿se ha preguntado cómo puede colaborar con lo que el Espíritu Santo está haciendo en sus vidas?, probablemente ya tiene respuestas a estas preguntas. ¡Atrévase a plasmar su idea en un dibujo! ¡Comprártelo con nosotros a través de las redes!

Dejar una Respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada.